Realidades difíciles de roer

Siempre es difícil darse cuenta o aceptar que no siempre la gente de alrededor sigue los mismos ideales de uno, que aunque uno ve el camino tan claro, los demás prefieren irse por otros caminos… que seguramente para ellos esta tan claro como el mío.

Es realmente desolador toparse con esta realidad, pero ni modo, así es esto y prefiero verlo como si mi camino se despejara de neblina… ahora puedo ver con mas claridad hacia donde debo de ir.

Esto supongo lo veo reflejado en mis actividades, pues últimamente ya no me he preocupado por buscar una “formula” que haga funcionar esta Industria del Cómic en México, de cierta forma creo que ya la encontré y por otro lado hay gente con mas experiencia que ya esta trabajando en esto. También he tenido mas tiempo para dibujar, que es al fin y al cabo, a lo que me quiero dedicar y si hay algo en que pueda aportar para el funcionamiento de esta Industria, ahí esta la Distribuidora que poco a poco va creciendo.

¿Y ahora que?… ¡chale!

Con todo y todo no puedo evitar sentirme algo frustrado por no tener muchos compañeros cercanos en esta batalla de generar una Industria, al menos no por el camino que yo llevo. Con esto no quiero decir que los demás estén mal, de hecho los trabajos de los demás y lo que quieren hacer esta muy padre y se que llegarán lejos, pero en cuanto al tema de “GENERAR INDUSTRIA” no están aportando gran cosa, de hecho creo que (de tener la intensión de aportar algo) se perderán mas en otras cosas, pero es la decisión de ellos y hay que respetarla.

Tampoco los culpo por no querer enfocarse al 100% en generar una industria aquí, como me comento una amiga “se corre el riesgo de morir de hambre y terminar haciendo otra cosa” y no todos están dispuestos a correr este riesgo (que la verdad, si le echan ganas, verdaderas ganas, esto no pasará), yo mismo a veces le pienso porque podría acabar siendo muy matado el trabajo para no acabar teniendo grandes resultados, pero si nadie empieza a trabajar por la industria, entonces… ¿cuando habrá una?

Hace 13 años, cuando estudiaba en talleres de cómics, los maestros decían “a nuestra generación nos toca levantar esta industria, tal vez a ustedes les toque disfrutarla en su apogeo.. o tal vez a los que les sigue” y me llenaba de ilusiones, pero con el tiempo algunos empezaron a irse por otros caminos y se ha perdido fuerza y entusiasmo… pero yo no pierdo mi objetivo de tener un medio sano en donde poder desarrollarme profesionalmente… ¡¡ EN MÉXICO !!, así que seguiré trabajando en esto.

Y ya… XD nomas estoy haciendo un berrinche, yo les deseo buena vibra a todos, independientemente del camino que quieran seguir.